Antonio Banderas se compra una casa de 3 millones en la campiña inglesa

Antonio BanderasEl conocido actor español Antonio Banderas ha comprado en el condado de Surrey, al sur de Inglaterra, una casa valorada en 3,4 millones de dólares.

Banderas se ha mudado a la mansión, ubicada a poco menos de una hora de la capital británica, con su pareja, la ejecutiva holandesa Nicole Kimpel, pues ya en su mayoría de edad ha optado por estudiar diseño en el prestigioso Central Saint Martin’s College de Londres, donde se han formado figuras de la talla de Stella McCartney y John Galliano.

Durante los próximos cinco años, el tiempo que tardan los estudios de Banderas en la capital británica, transcurrirán en la mansión construida con abundancia de cristal y madera, con media hectárea de jardín, cinco habitaciones, sauna, gimnasio y sala de cine.

Luego de divorciarse de Melanie Griffith, tras casi dos décadas de relación, el famoso actor malagueño, de 55 años, empezó a salir con Kimpel, de 36, con la que comparte una de las 200 casas prefabricadas diseñadas en total lujo por el estudio alemán Huf Haus.

El nuevo hogar de la pareja ha resucitado al Banderas poeta quien dijo al suplemento inmobiliario del diario británico «The Sunday times»:
»He tenido muchas casas, con tipos arquitectónicos muy diversos, pero creo que esta es mi favorita, de lejos. Es increíble, es muy fácil vivir en ella. Cuando cae el atardecer y el sol entra por el cristal todo se ilumina como si fuera un diamante».

«Todos en los pueblos de Cobham, Weybridge y Esher son tremendamente amigables. Y, sobre todo, estoy rodeado de naturaleza. Me encanta ver a los ciervos y a los zorros que se acercan al jardín», afirmó Banderas.

Otras estrellas de la gran pantalla como la australiana Cate Blanchett y la británica Kate Winslet también han adquirido recientemente propiedades en la elitista zona de East Sussex.
Blanchett compró el pasado mes de enero una mansión victoriana de siete habitaciones por más de 4 millones de dólares.

«Esta casa me da la simplicidad y la libertad que necesito en este momento en mi vida. Surrey me parece mágico. Ya no soy el tipo de persona que sale de fiesta, así que aquí tengo el espacio y la paz para escribir y reflexionar. Estoy trabajando en varios guiones propios», aseguró quien tras vender su mansión de Los Ángeles, todavía tiene una frente a Central Park, en Nueva York, y propiedades en España.