Casas vacías ocasionan pérdidas millonarias en todo el mundo

Flickr.

Flickr.

Cuando la crisis económica tocó las puertas de España el sector más afectado fue —y sigue siendo— el de los bienes raíces.

 

Sin embargo, la renta de apartamentos (pisos) ha soportado los golpes de la tambaleante economía ibérica y es una manera de mantener ingresos constantes para muchos inversores.

 

Sin embargo, como reconoce el diario El Mundo, los propietarios de tres de las principales provincias de España —Madrid, Barcelona y Valencia— ven como se van por el caño, cada mes, 334.4 millones de euros (casi 380 millones de dólares al cambio actual).

 

¿La razón de tal despilfarro? Los dueños no alquilan sus pisos vacíos a estudiantes.

 

Así lo reconoce también Uniplaces, un sitio web destacado, dedicado a facilitar la renta de habitaciones para estudiantes universitarios.

 

En Barcelona están vacíos 283.155 inmuebles —una cifra superior a la de la capital española, Madrid—. Los beneficios estimados, si se alquilasen todas las unidades disponibles, superaría los 143 millones de euros mensuales.

 

Fuente: Pixabay.

Fuente: Pixabay.

En Madrid son 263.279 los inmuebles desocupados actualmente. Su rentabilidad —si fueses espacios promocionados para albergar estudiantes— podría superar los 120 millones de euros.

 

Tanto Madrid como Barcelona poseen más de un 10% de viviendas vacías, una cifra bastante alta, a pesar de haber disminuido en la última década.

 

En Valencia los propietarios que mantienen sus inmuebles cerrados pierden cada mes casi 70 millones de euros y la ciudad posee un stock del 13,6% de viviendas sin inquilinos.

 

El caso chino

 

España nos recuerda —en menor magnitud— el fenómeno chino.

 

A mediados del año pasado los datos de una encuesta nacional mostraban que un quinto de los hogares urbanos en China estaban desocupados. Es un fenómeno que no es enteramente nuevo en el país asiático.

 

Exceso de oferta y restricción del crédito crean fuertes tensiones en el desarrollo de los bienes raíces en China. Sin embargo, el sector inmobiliario es uno de los motores del crecimiento chino que, de paso, se ha visto debilitado en los años más recientes.

 

La producción de acero y cemento —para la creación de infraestructura, sobre todo viviendas y edificios de apartamentos— representan el 16% y el 25% del PIB chino, respectivamente.

 

pixabayRegreso a Europa

 

España, uno de los países europeos más golpeados por la crisis, no es un caso atípico en el viejo continente.

 

A inicios del 2014 el diario británico The Guardian tildaba de “escandalosa” la cifra de viviendas vacías en Europa. Eran entonces 11 millones de unidades, suficientes para albergar, dos veces, a todos los sin techo del continente.

 

El diario citaba los casos de España, Irlanda, Grecia, Portugal, Francia, Reino Unido, Alemania e Italia.

 

Muchas zonas residenciales en Europa vieron la luz con el auge del turismo, pero la crisis que se desató en 2007-2008 puso fin a la ilusión y millones de pisos —que fueron adquiridos por personas que no pensaron nunca vivir en ellos— quedaron vacíos.

 

A principios de 2014 más de 4 millones de europeos no tenían donde vivir, según The Guardian.