Gas queda prohibido en las nuevas viviendas de San Francisco

Foto: YouTube

A partir del 30 de junio de 2021, ninguna de las nuevas construcciones de edificios residenciales ni comerciales en San Francisco podrá usar al gas como principal combustible en un paso clave para mitigar el cambio climático. Esto supone que las cocinas de gas, las calefacciones a gas, las chimeneas a gas y cualquier otro aparato a gas quedan prohibidos en las nuevas construcciones y no recibirán el permiso de las autoridades de la ciudad.

“El gas natural es la segunda fuente más grande de emisiones de gases de efecto invernadero en San Francisco y plantea importantes riesgos de salud y seguridad” aseguró Rafael Mandelman, supervisor del Distrito 8 y promotor de esta nueva legislación, a través de un posteo en Twitter.  

La Junta de Supervisores de San Francisco votó, de forma unánime, para emitir esta nueva norma inmobiliaria. El gas de uso corriente en las casas y los restaurantes corresponde a 44% de la emisión de gases de efecto invernadero en San Francisco, de acuerdo a la data oficial desde 2017 y esta fue la principal razón para la nueva prohibición.

Esta medida afectará a un grupo de 54.000 nuevas viviendas cuyo diseño incluía algún aparato con funcionamiento a gas y que ahora deberá ser cambiado para adaptarse a la nueva normativa.