Google transformará un centro comercial de Los Ángeles para sus oficinas

Foto: Hudson Pacific Properties

Google seleccionó el antiguo centro comercial Westside Pavilion en Los Ángeles, para instalar su nuevo campus de oficinas de 50.900 metros cuadrados. El gigante tecnológico rentará el nuevo desarrollo de One Westside, que estará repleto de oficinas de clase premium y que comenzará a construirse este año.

“Estamos encantados de ampliar nuestra relación con Google y estamos orgullosos de apoyar esta importante fase de su crecimiento. La selección de Google de One Westside demuestra la solidez de las industrias de tecnología y medios de Los Ángeles, y ejemplifica el tipo de espacio de oficina creativa que demandan los grandes inquilinos de tecnología y medios”, aseguró Víctor Coleman, presidente y director ejecutivo de Hudson Pacific Properties, en un comunicado público.

El acuerdo logrado entre Google y los propietarios y administradores del centro comercial, Hudson Pacific Properties y Macerich, supone un arrendamiento del espacio por un lapso de 14 años. Este comenzará a contar a partir de 2022, cuando se espera que el nuevo One Westside complete todas las renovaciones que lo llevarán a convertirse en un espacio de concepto abierto, hiperflexible y caracterizado por los amplios ventanales de piso a techo.

Foto: Hudson Pacific Properties

La firma de arquitectura Gensler será la encargada de reutilizar los techos altos y los tragaluces internos de varios niveles del antiguo centro comercial, para darle un protagonismo a la luz natural en las nuevas oficinas. Mientras que los más de 4.100 metros cuadrados de las terrazas y patios exteriores también serán aprovechados para darle calidez a los espacios interiores.

Esta nueva inversión de Google en California es apenas una pieza dentro de su nuevo esquema de expansión de sus bienes raíces. En Nueva York, por ejemplo, la empresa invertirá 1.000 millones de dólares para levantar el nuevo Google Hudson Square que ocupará 158.000 metros cuadrados y que viene a confirmar el nuevo interés de las compañías tecnológicas por abrir nuevos centros de operación en la ciudad de La Gran Manzana.