Madonna se despide del Palacio de Ramalhete en Lisboa

Foto: Twitter.com

Después de casi dos años asentada en Lisboa, la cantante de pop Madonna decidió que ya era tiempo de regresar a una vida con mucho más movimiento en Nueva York. Su mudanza definitiva a los Estados Unidos parece estar pautada para mediados de septiembre, de acuerdo con la revista lusa Vidas.

Madonna se trasladó a tierras portuguesas, porque su hijo adoptivo David Banda empezaba su entrenamiento en la Academia de Jóvenes del equipo de fútbol luso Benfica. En septiembre de 2017, la autora de “Like a Virgin” empezaba también una tendencia de distintos artistas de Hollywood como Scarlett Johansson quienes también querían asentarse en un lugar más cálido y tranquilo.

Madonna y su familia vivieron gran parte de este período en el Palacio de Ramalhete, una propiedad que alquiló con opción a compra. Esta vivienda está ubicada en la Rúa das Janelas Verdes del exclusivo barrio diplomático de Lapa de la capital portuguesa y cuenta con, nada más y nada menos, que con un total de 14 habitaciones.

El Palacio de Ramalhete también es conocido por su amplia piscina aclimatada y su propio bar privado. Eso sin hablar de la decoración con pisos de madera y los azulejos muy característicos de Lisboa y las vistas que ofrece la propiedad al río Tajo.

Foto: Palacio de Ramalhete