Remodelar el baño no es una buena inversión

Imagen de un baño remodelado.La remodelación de un baño principal suele ser bastante cara —algo similar sucede con la cocina—. Los propietarios que han emprendido esta tarea lo saben bien.

 

Por ejemplo, según Remodeling, la remodelación de nivel medio de un baño podría costar 17.000 dólares, para un espacio típico de 5×7 pies. Solo el 74% de lo gastado se puede recuperar en la reventa.

 

Una remodelación de lujo podría alcanzar los 55.000 dólares. En ese caso solo se recuperaría el 64%.

 

Siendo realistas, debemos decir que, en la gran mayoría de los casos, la remodelación de un baño obedece a fines estéticos. Si el inodoro y el lavamanos funcionan correctamente y la ducha no presenta daños estructurales hay un montón de razones —sobre todo económicas— para no remodelar. Además, el baño principal no es un sitio que muchos de nuestros visitantes podrán ver, lo que nos permite ser más indulgentes.

 

El baño es un reto en las casas más antiguas. Muchos son más pequeños que los actuales, construidos antes de la época de auge de las bañeras y el doble lavabo. Es recomendable, antes de emprender una costosa remodelación, considerar algunos consejos sobre cómo aprovechar el espacio disponible y ahorrar dinero en el proceso.

 

Baño de lujo.

Baño de lujo.

Selección del lavabo

 

En los cuartos de baño pequeños una de las decisiones más importantes que usted deberá afrontar es el tamaño del lavabo y el armario. Estos elementos ocupan la mayor parte del espacio —espacial y visualmente—. La elección supondrá el tono que tendrá el resto del cuarto de baño.

 

En baños pequeños hay, básicamente, dos opciones. Una es ubicar un lavabo de pedestal u optar por un diseño más europeo, con un lavabo que se fija a la pared.

 

El lavabo de pedestal luce más elegante y atractivo pero genera desafíos de almacenamiento que movilizarán la creatividad. Una pregunta colocar el secador de pelo o los rollos de papel higiénico extra.

 

Los diseñadores recomiendan que en espacios reducidos es mejor elegir los modelos ligeros y curvos —evitar los modelos más cuadrados—. Es recomendable, además, utilizar lavabos y gabinetes de colores claros, que no atraigan demasiado la atención.

 

Otro aspecto a tener en cuenta es la calidad. Todos nos ajustamos a un presupuesto, es cierto, pero debemos tener en cuenta que el lavabo se utiliza diariamente, por lo que es recomendable escoger materiales duraderos y de calidad, siempre que estén a nuestro alcance. La opción más económica solo es la mejor si se integra a nuestros deseos y soporta el uso continuado.

 

batHacer espacio

 

Puede que usted esté pensando en empezar de cero y hacer una remodelación total del cuarto de baño. En ese caso usted puede hablar con el contratista para hallar una nueva solución al dilema siempre existente del espacio.

 

Una opción puede ser eliminar la bañera y dejar solo la ducha. Es algo en apariencia radical, pero lo cierto es que muchas familias no utilizan nunca —o casi nunca— la bañera y no debemos desperdiciar espacio.

 

Las paredes vienen a nuestra ayuda si queremos obtener más espacio. Una vez que el viejo baño está demolido, los constructores pueden encontrar nuevos espacios en las paredes para construir estantes o un banco en la ducha. Puede parecer poco, pero en un espacio pequeño estas soluciones le resultarán cómodas. También cabe la alternativa de hacer nichos para situar elementos como el champú y el jabón.

 

Otro de nuestros objetivos podría ser la puerta del baño. El espacio donde se abre puede ser demasiado y hará, sin duda, que el espacio se vea más reducido. Una buena alternativa es utilizar una puerta de bolsillo (pocket door) que se pliega sobre la pared o una que se abre hacia fuera.

 

bañoIluminación y azulejos

 

Es uno de los principios del diseño. Nada ayuda tanto como el color si queremos crear una apariencia de mayor amplitud. Muchos baños del pasado no tuvieron nunca una luz sobre la ducha. Es una recomendación sencilla que añade profundidad a la habitación y hacer que se vea más grande de lo que en realidad es.

 

Otro punto a tener en cuenta es el color de las paredes y el tipo de azulejos. Los diseñadores recomiendan azulejos orientados horizontalmente (sobre todo en el área de la ducha) para crear el efecto de mayor amplitud.

 

El diseño de la ducha debe ser el más sencillo. Mientras más tuberías y añadidos al cabezal de la ducha más pequeño se ve el espacio.

 

Estos sencillos consejos pueden generar un cambio dramático en nuestros cuartos de baño.